AL MOMENTO

LA AUSTERIDAD NEGLIGENTE




Abigail Villa Flores


Sea cual sea el resultado de los Nacionales Conade para Baja California, este es mérito de los atletas y los padres de familia que aguantaron los embates y la negligencia de la gestión gonzalista y de sus compinches. No hay más.

Resulta vergonzoso ver y notar cómo los remeros carecían de fisioterapeutas y de equipamiento especializado para labores profilácticas (para evitar lesiones) en la presa de Santiago, Nuevo León.

En otros años era imprescindible contar con al menos una camilla especial para atender a los miembros de un equipo y llevar dos especialistas, además de una ambulancia, siendo Baja California uno de los pocos estados con área itinerante de emergencias y atención exclusiva.

En esta ocasión, por ignorancia o negligencia, no se cubrieron esas necesidades y de nueva cuenta improvisaron. Los atletas tuvieron que ser recostados en sillas apiladas para ser atendidos y la asistencia médica fue un misterio.

Por si fuera poco, también en el atletismo la delegación bajacaliforniana estuvo a la deriva, sin uniformes exteriores ni interiores, mucho menos viáticos para el abastecimiento, cuando en otras ocasiones, la propia jefatura de misión acostumbraba destinar una partida especial para alimentación aparte del comedor oficial y más tratándose de Nuevo León.

Con este estado, durante la dirigencia de Melody Falcó, había acuerdos previos que facilitaban la instalación de comedores y menús especiales para delegaciones visitantes incluyendo atletas, personal administrativo, técnico y médico, así como dirigentes de asociaciones y entrenadores.

Baja California y Jalisco eran algunos de los estados que trabajaban en avanzada para evitar contratiempos como los que se dieron en el Parque Niños Héroes.

En la conferencia de prensa del Plan Vacacional 2021, González Camacho y la directora administrativa Carmen Savin (cuñada del director), salieron a lavarse las manos viéndose peor que Poncio Pilato, pero eso sí “con la conciencia muy tranquila”.




Algunos seguidores en redes sociales fueron claros ante las atrocidades cometidas por parte del INDE dirigido por David González cuando destacaron que “los atletas duraron más de 15 horas en llegar a su destino sin uniformes ni médicos, son jóvenes, pero no se vale”, dijo una madre de familia.

Fue fácil echarle la culpa a Conade y a los estados anfitriones, pero lo más triste o absurdo fue el contexto en el que se dio: una conferencia desangelada, prácticamente abandonada y a la que asistieron sólo tres reporteros.

En un rincón se sumaba el ex-vocero del instituto quien irónicamente, desde fue separado del cargo a finales de 2020, ahora sí asiste a los eventos encabezados por su antiguo patrón y antes brillaba por su irresponsabilidad y su ausencia.

“Tal vez lo haga para filtrar chismes al Freddy (Lugo)”, dice entre risas gente cercana a la institución. “La otra vez trajo a un empresario restaurantero y lo llevó con Don David, no sé ni para qué, si no dio resultados en el puesto es mejor que tenga dignidad o tantita madre y no venga a hacer el ridículo”.

Si de dignidad se trata esa es la que han dejado los atletas. “Tal vez anteriormente había despotismo, un poco de arrogancia, pero se daban los resultados y al atleta no se le descuidaba. Aquí hay ineptitud, mucho desconocimiento, cinismo, una gran incompetencia”, mencionó otro usuario vía redes sociales.

Ahora la pregunta es: ¿quiénes estarán dispuestos a pagar por que sus hijos y sus hijas asistan al plan vacacional en las instalaciones del INDE con tan precarias condiciones?

“Estos ya se van y lo que quieren es dinero, quieren tapar los huecos dejados por sus incompetencias administrativas con las inscripciones, pero difícilmente se hará un campamento de calidad como los que se hacían antes”, agregaron también las fuentes cercanas al instituto bajo condición de anonimato.

“Ya están cobrando otra vez el uso de los estacionamientos y  a los empleados que sacaron del parking de funcionarios no les dieron tarjeta para la pluma, tienen que ir a que les sellen el boleto con Gustavo (Gutiérrez, coordinador administrativo) que anda filosito y lo siguen protegiendo por su parentesco con Carmen, la jefa (directora)  administrativa”, remataron.

Y a miles de kilómetros de distancia, sudan la gota gorda los deportistas y sus padres. 

Al menos, hubo grupos que ya salieron en tiempo y forma en sus itinerarios.

En atletismo, hubo un triple empate en máxima obtención de oros entre Jalisco, Baja California y Nuevo León. La diferencia la marcaron las platas a favor de los tapatíos, que cerraron con 14, cuatro más que Baja y siete más que Nuevo León en el medallero de ese deporte.

A pesar de todo, los chicos y chicas del estado siguen sacando la casta, y no sabemos si le darán otra oportunidad a aquellos que la han desperdiciado al frente del deporte del estado.

No hay comentarios.